Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Jayden Williams [ID]
Hoy a las 8:12 am por Jayden Williams

» Naruto Rises (Afiliación Elite)
Ayer a las 12:39 am por Invitado

» Alexandra Ivanov - ID
Miér Oct 18, 2017 9:08 pm por the Astronaut

» Buscando ~
Mar Oct 17, 2017 3:24 pm por Lorna

» Normas del Foro [Continuación de firmas]
Lun Oct 16, 2017 7:36 am por Jayden Williams

» One of One [Élite]
Dom Oct 15, 2017 3:01 am por Invitado

» Busqueda- ~~ Cordelia- La voz cautiva.-
Vie Oct 13, 2017 8:14 pm por Cordelia

» Dejame tomar tu sangre || Girlycard Tepes ID
Vie Oct 13, 2017 2:22 am por the Astronaut

» Dew
Vie Oct 13, 2017 12:12 am por Daeron Sírfalas

» Auckland RPG || Afiliación normal
Jue Oct 12, 2017 7:42 pm por Invitado

» Busco a mi amo y quien sabe que pueda ocurrir ¿Me adoptas?
Jue Oct 12, 2017 5:30 am por Yomi Giou

» Temas de rol libres
Miér Oct 11, 2017 11:48 am por Rose Parker

» Plus Ultra Academy [Afiliacion Normal]
Mar Oct 10, 2017 1:03 am por Invitado

» Catálogo de Pets y Androides [Registro Obligatorio]
Jue Oct 05, 2017 6:04 am por Ice Bear

» Registro de Físicos y Token.
Jue Oct 05, 2017 4:57 am por Francisco Escobar

afiliados

Hermanos

Directorio


Élite

Devil Within +18

Every living being dies someday

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Every living being dies someday

Mensaje por L. Rivaille el Dom Mar 16, 2014 5:15 pm





Psicología


El rostro de Rivaille siempre aparece como una máscara impasible donde no se esbozan gestos o expresiones, fiel reflejo de su carácter. Es disciplinado, serio y meticuloso, tanto que incluso le cuesta entender bromas o participar en ellas. Está tan centrado y su sentido de la responsabilidad es tan grande que tiende a olvidar otros aspectos de la existencia, a pesar de que los placeres humanos le resultan algo atractivos.
Necesita llevar el control de todas sus acciones para no sentir que se pierde en mitad de ninguna parte, y por ello ha templado sus emociones -tanto las de Vashmaev como las de Alexander- hasta tenerlas sometidas a su voluntad. Sin embargo no es complicado mirar más allá de su rostro. Pese a sus esfuerzos por mostrarse frío y centrado, es fácil descubrir un espíritu melancólico incapaz de apartar la vista de un pasado reducido a los pobres fragmentos que su mente humana puede asimilar. Rivaille siente que carga un gran peso sobre sus hombros, el cual a veces no se siente capaz de soportar y del que le gustaría renegar. No obstante, nunca lo ha tomado en consideración.

Muchos piensan que tiene un enorme potencial para ser líder, pues su órdenes siempre son precisas, emitidas en un tono que no invita a cuestionar su autoridad. Su rectitud y frialdad transmiten ese tipo de respeto, siendo alguien de pocas palabras y que muy rara vez expresa sus sentimientos de manera abierta. Si bien prefiere mantenerse distante, se preocupa por sus camaradas y aquellas personas en las que ha depositado su confianza, procurando hacer todo lo posible para protegerlas y siempre teniendo en cuenta el peso de sus decisiones.

Es una persona de hábitos sometidos a una escrupulosa rutina, volcado primero en sus obligaciones y que a veces puede incomodar por el tono autoritario, impositivo y muy directo que utiliza. No evita a la gente, pero mantiene las distancias, sobretodo si se trata de conocerlo un poco mejor. En el fondo, sólo se siente cómodo cuando en su cabeza hay tareas que cumplir y obligaciones a las que atender.

GUSTOS:
La limpieza
El orden
La disciplina
La tranquilidad
El glorioso fundador y Mayor de CAN TOWN
Beber Tab
La música clásica
Las personas sensatas

DISGUSTOS:
La suciedad
El caos
Las acciones cometidas de manera imprudente
El ruido
La desobediencia
Que lo ignoren
Ser tocado sin su consentimiento
Las guerras

Historia


Vashmaev alzó su espada. Los edificios ardían y las llamas conferían al metal un brillo rojizo. El viento que azotaba los estandartes hacía ondear su cabello y llevaba el olor de los cuerpos quemándose hasta su posición. Kahir le observaba, de rodillas. Había adoptado la apariencia de una hermosa joven, con la piel oscura y brillante por el aceite aromático. Las vestimentas sacerdotales habían quedado reducidas a jirones ensangrentados tras la batalla, y mostraban sin pudor la sensual redondez de sus hombros y el vientre.

— Renuncia a esta locura y regresa al lado de tus hermanos, Kahir. No tendrás más oportunidad que esta que te ofrezco.

El ángel caído sonrió, despectivo, a través de los labios de la sacerdotisa que había elegido como su disfraz entre los mortales.

— No cometería mayor error que el de rogar por el perdón de un Padre indiferente. ¿Es esto lo que realmente deseas, Vashmaev? ¿Permanecer inmóvil y guardar silencio mientras conspiran contra nuestros protegidos? Ellos caminaban en la oscuridad, vulnerables y faltos de comprensión, perdidos hasta que nosotros llegamos. Tú eres quien debería replantearse sus alianzas; dimos nuestra palabra de que les prestaríamos ayuda.

— No hables de juramentos cuando has traicionado el más sagrado de tus deberes. Te has convertido en un demonio, Kahir.

Los ojos de la mujer se entrecerraron hasta ser dos rendijas; su cabello negro brilló a la luz de los incendios.

— Te compadezco. Lo único que tienes es tu obediencia ciega. Lánzame al Abismo y ahórrame la vergüenza de tener que mirarte.

El ángel procedió a cumplir su deseo, atravesándole con la espada para desligar el espíritu de la materia. Antes de que la desconexión fuera completa, Vashmaev invocó un círculo de contención para impedir que su antiguo hermano pudiera escapar. Le puso una mano en el pecho, con suavidad al principio, casi sin tocarlo, sintiendo la calidez que emanaba la carne humana, y comenzó a recitar la letanía para activar el hechizo que desterraría a la criatura del mundo humano. Cuando alzó la vista, Kahir tenía los ojos clavados en él y sonreía. Una alarma instintiva le hizo sentir que algo iba mal antes incluso de empezar a comprender lo que sucedía, pero cuando quiso retirar la mano fue demasiado tarde.
El suelo bajo ellos tembló y la hierba comenzó a marchitarse cuando las runas que había ocultado Kahir comenzaron a encenderse. El rugido de frustración y rabia que lanzó uno de ellos se mezcló con la risa triunfal del otro, como el furioso oleaje y la intensa lluvia se abrazan y golpean durante una tormenta.

La última runa brilló, completando el círculo, y entre llamas, ángel y demonio descendieron a la más profunda oscuridad que haya podido concebirse.

__________________________________


El Abismo era un lugar frío, un vacío absoluto en el que los caídos eran confinados para lamentar su rebelión. Hasta que no fue arrojado a esa noche eterna, Vashmaev no comprendió el verdadero significado del encarcelamiento. Sin sus poderes, sin nada más que su dolor y frustración, enterrado en un limbo sin vida ni esperanzas de liberación, conoció la crueldad del Cielo con la que él mismo había castigado a varios de sus hermanos. No supo cuánto tiempo estuvo esperando, orando por su salvación, pero comprendió que iba a ser olvidado, recluído en esa bóveda de tinieblas hasta el fin de los tiempos, y el único que podría haberlo liberado de aquella pesadilla lo había abandonado a su suerte. No lo merecía. No merecía ser repudiado de aquella manera, como otro traidor más.

A pesar de todos los horrores de los que había sido testigo desde su creación, nada era comparable a la condena interminable de aquella existencia hueca, desprovista de propósito o valor. Aunque la mayor de sus penitencias fue la de estar expuesto -más que nunca- al sufrimiento de aquellos a quienes debía de amar, pudiendo intuir el mundo terrenal y sentir las aflicciones de la humanidad, pero incapaz de intervenir. A lo largo y ancho del mundo, naciones enteras se desmoronaban con el paso del tiempo, algunas por causas naturales, otras por culpa de la guerra, el hambre y la enfermedad. Ciudades enteras se hundieron en las profundidades del océano, mientras que otras eran invadidas por la naturaleza. Los gritos y súplicas de los humanos le cortaron como un cuchillo, el dolor de esas criaturas se volvió tanto suyo como de ellas. Y aun así, pese a ese tormento, pese a la oscuridad y el frío que devoraban su alma, resistió.

Y un día, cuando nadie dudaba de la naturaleza impenetrable de aquel pozo, algunos de sus prisioneros desaparecieron de repente. Todo el Abismo permaneció mudo de expectación. Vashmaev sintió que el mundo seguía su curso, sin comprender qué había cambiado. Su cárcel no se abrió.
Pasó mucho tiempo sin que se repitiera nada parecido, pero la pregunta de cómo habían sido capaces de escapar de ese lugar permaneció, hasta que un día una tormenta de terrible poder rugió y sacudió los sellos del Abismo. Las paredes temblaron y entonces, en un instante, todo cambió. Una nueva arremetida azotó la barrera que mantenía el lugar aislado y, al acercarse los caídos, vieron con una mezcla de asombro y confusión lo que nunca esperaron ver: grietas en su prisión.

Y las grietas no se cerraron. Tampoco vino nadie a custodiarlas. Lo suficientemente anchas para algunos demonios menores, fueron atravesadas por éstos en bandadas, hambrientos de libertad y sedientos de venganza. Como si se negara a creer en su suerte o una parte de él hubiera terminado convenciéndose de que merecía estar encerrado, Vashamaev tardó mucho más en abandonar su celda. Finalmente se atrevió, descubriendo cómo el mundo había cambiado, deslizándose con unas alas agarrotadas que nunca más fueron capaces de volar tan alto como lo hicieron en su día. Su conexión con el Cielo parecía haberse roto, apenas oía como un susurro las voces de sus hermanos, y temió que se debiera a que su aislamiento hubiera terminado por corromperle. Sin embargo, sí sentía el tirón del Abismo, como si estuviera vinculado a él. Tomando conciencia de ello, buscó un cascarón adecuado, guiado por la empatía que ahora lo unía a los mortales.

__________________________________


Fue como ver la luz tras una eternidad a las sombras. Las grietas del Abismo le habían permitido escapar. Pero, ¿de qué servía la libertad a esas alturas? Se replanteaba el valor de su existencia. Ni siquiera estaba seguro de qué le había llevado a resistir y no convertirse en un demonio. Ya no sería capaz de luchar como antes. No podía juzgar a sus hermanos caídos por amar a los humanos, aunque éstos hubieran supuesto su condena. Tampoco podía unirse a ellos; se habían perdido a sí mismos, habían cambiado, sucumbido a la imperfección.

Su esencia incorpórea vagó en el plano físico. Sentía como zarcillos de oscuridad tirando de todo él, queriendo devolverle al pozo del que había escapado. No sería así. Necesitaba un ancla… Un cuerpo.
Desde su prisión había oído los gritos silenciosos de los mortales, su dolor le fustigaba. Añoraba los días en los que sus voces eran apenas un murmullo inteligible para él, cuando era indiferente al sufrimiento de aquellas criaturas y no comprendía el motivo de que fueran adoradas, cuando el sacrificio de otros ángeles por el amor que sentían hacia ellas le resultaba absurdo. Repudió a sus hermanos por sucumbir ante la humanidad, y ahora, tras una eternidad encerrado, sospechaba que había sido su soberbia y no Kahir quien le había arrojado al Abismo. Pero el encierro había logrado cambiarle, y quisiera o no, ahora estaba ligado a los humanos y era sensible a su padecimiento.

Entre todos los lamentos, escuchó los de un joven. Estaba en una cueva, muriendo de frío. Había perdido a su familia a manos del monstruo en el que se había convertido su hermano, y lo daría todo por poder recuperarla. Vashmaev sentía las lágrimas que se acumulaban en sus ojos y quiso llorar también. No se aprovecharía de él dándole falsas esperanzas, pero podía ofrecerle alguna clase de consuelo a cambio de su cuerpo.

— Como tú, conozco el dolor de que te traicione un hermano—. La voz del ángel atravesó la realidad y resonó en la cabeza del adolescente—. Sé lo que es ver a alguien que amas convertirse en un monstruo y atentar contra su propia sangre—. Era un sonido poderoso, inconcebible, pero que aun así el humano logró entender. Miró a su alrededor, creyéndose loco—. No puedo devolverte a tu familia, pero juntos podríamos evitar que les sucediera a otros.

Su esencia se filtró en el cuerpo del chico, haciéndole partícipe de sus memorias y emociones. Vashmaev se presentó ante él con toda la verdad, permitiéndole sentirla en su propia piel. En un instante, el joven conocía épocas que ningún otro mortal podría describir. Batallas que escapaban a su comprensión. Sentimientos tan divinos que no habían palabras para nombrarlos. Se apiadó y enorgulleció de tener aquella oportunidad. De ser algo, por diminuto que fuese, en aquella inmensidad que acababa de conocer.
Vashmaev acarició la conexión del alma del mortal con su cuerpo, sintiendo la calidez de sus memorias y su generosidad al ayudarle voluntariamente. Con delicadeza, la separó hasta tomar el control del caparazón mortal donde ambos residían ahora.

— Gracias.

Se empapó de él, volcando todas sus memorias en un cerebro que a duras penas podía contenerlas, y recordó las que su nuevo cuerpo le ofrecía. Las lágrimas llegaron a sus ojos, mientras sentía el dolor desgarrador de la muerte de la familia del chico, de su familia. Lloró para sí mismo. Para el ángel y para el humano, mientras ambos se volvían uno.

__________________________________


El cielo nocturno en alta mar es de una belleza descorazonadora. Quizá Vashmaev alguna vez supo cómo funcionaban los grandes engranajes del Cielo que regulaban el cosmos, pero ahora apenas es capaz de recordar algunas rutas trazadas en los astros para predecir el paso del tiempo, y es culpa de Alexander. El cuerpo del humano apenas es capaz de contener una fracción de algo mucho mayor, y esas limitaciones exasperan al ángel, que debe esforzarse para conservar algunos de sus recuerdos.
Alexander está preocupado, aunque no tiene nada que ver con eso. Vashmaev lo siente día tras día, hora tras hora. Segundo a segundo. Es inútil escondérselo, no tiene sentido engañarle y decir que no le embarga una inquietud que a duras penas puede contener, porque a veces es consciente de sus emociones incluso antes de que él lo sea, aunque no llegue a comprenderlas. A través de la conexión que une sus almas, siente los ecos de todo lo que le aflige. Y a su vez el humano siente aquello que lo aflige a él.

En esta ocasión la agitación de ambos se debe al mismo motivo. A Vashmaev no le queda claro cómo han podido contactar con él para ofrecerle este trabajo, y Alexander todavía se encuentra asimilando que pueda existir un lugar como Loving Pets, a pesar de que había escuchado rumores sobre la isla. Tienen sus motivos para mostrarse prudentes, dadas las extrañas circunstancias en las que el contrato fue ofrecido, pero ninguno puede evitar sentirse emocionado ante la perspectiva de futuro que se presenta de la mano de Loving Pets Emporium.

Según lo que el ángel y el humano piensan, van a ser los encargados de salvar a la humanidad.

Extras


Lo suyo con la limpieza va más allá de una simple manía. Rivaille necesita que su entorno de trabajo esté impecable y ordenado hasta la exageración; literalmente se pone enfermo si pasa mucho tiempo en un sitio que no cumpla estas condiciones. Por otra parte, el estar constantemente expuesto a la sangre o al sufrimiento humano lo hace sentirse débil.

Necesita su cuerpo humano para poder actuar en el mundo físico, lo que por otra parte limita mucho sus capacidades. Si éste terminase destrozado, él quedaría debilitado y seguramente sería arrastrado de nuevo hacia el Abismo, o lo devoraría algún demonio.

La fuente de su poder está ligada a su Fe, no hacia algo divino, sino como una cuestión de confianza. Fe en sí mismo, en sus capacidades, sus propósitos y en la humanidad. Si esta fe llegara a tambalearse, podría perder su voluntad y por tanto la capacidad de usar sus habilidades sobrenaturales o incluso de mantenerse anclado en el mundo humano.

Quiera o no, los humanos son su mayor punto débil.

A pesar del largo encierro al que fue sometido y de estar contagiado por las emociones humanas, continúa siendo una criatura del Orden y necesita trabajar bajo unas normas o leyes estrictas que no puede quebrantar.

Suele mantener ocultas sus alas, de enormes plumas blancas, ya que el daño ocasionado en ellas podría herirle de gravedad.

En su forma completa de Ángel, libre de la carcasa humana, se aparece como una figura alta y esbelta, que transmite confianza y autoridad, de ojos brillantes como estrellas. Está rodeado por ráfagas de viento que discurren y circulan con la intensidad de sus emociones, dotado de movimientos rápidos y gráciles.
_____________

HABILIDADES INNATAS

Su naturaleza afecta a la aceleración del cuerpo que posee, por lo que adquiere una fuerza y velocidad superior a la humana, además de una alta capacidad de regeneración. También es capaz de alterar el efecto de la gravedad en sí mismo (no en otros personajes), de modo que puede saltar grandes distancias, flotar suspendido en el aire o caer en picado.

El talento de comprender y de hablar a cualquier mortal y viceversa, independientemente del idioma utilizado.

Captar la presencia de criaturas mágicas que se encuentren cerca.
Rastreo de un humano en concreto, para lo que antes necesitará haberlo conocido.

Puede concentrar sus poderes curativos en un ser vivo para purificarlo o sanar sus heridas.
El tiempo que le tome y las energías que consuma en el proceso dependerán de la gravedad de las lesiones y si son de naturaleza mágica.

SABER DEL VIENTO

Condensa el aire en una barrera, capaz de detener los objetos sólidos como si éstos se hubieran estrellado contra una pared de piedra. Al ejecutar esta evocación, el aire se distorsiona visiblemente y adopta el aspecto de un viejo cristal ondulado. Cuanto más fuerte sea la barrera, más opaca se volverá.

Le permite invocar ráfagas de viento cuya dirección puede controlar y emplearlas por ejemplo para aumentar la distancia que es capaz de cubrir de un salto, reducir la velocidad de caída de un objeto o afectar la eficacia de las armas a distancia que empleen contra él.

SABER DE LA LUZ

Invoca una zona de luz que puede alcanzar hasta los treinta metros de radio, de intensidad regulable. No tiene más propósito que el de actuar como señal o para desorientar a un adversario al potenciar el brillo de los haces hasta volverlos cegadores.

Crea imágenes que parecerán reales hasta tocarlas. Podrá dirigir sus ilusiones y alterar su apariencia sobre la marcha, pero si rompen su concentración afectará al resultado.
_____________

No recuerda su verdadera edad, pero su recipiente humano tiene treinta años, aunque aparenta ser un adolescente. Ocupó el cuerpo de Alexander cuando éste tenía quince años, en el invierno de 1999.

Alexander es el nombre del recipiente humano, y Vashmaev el del ángel. Ambos conviven en el mismo cuerpo, compartiendo recuerdos y sentimientos, quieran o no. Públicamente se le conoce como Rivaille, y se guarda bien lo de su dualidad.  

En los últimos quince años ha estado dando caza a criaturas sobrenaturales que han atacado a los seres humanos. También hay rumores de que formó parte del ejército francés.

Aparentemente llega a Loving Pets contratado por los mismos encargados de la seguridad de la isla.

₪ Nombre original del personaje: Rivaille
₪ Anime del que proviene el personaje: Shingeki no Kyojin


— L. Rivaille

Ángel — Pansexual — Suke — Adiestrador — Seguridad de LP
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]






Última edición por Vashmaev el Vie Mar 21, 2014 2:45 am, editado 5 veces
L. Rivaille
avatar
General
Amo


Mensajes : 23

Fecha de inscripción : 16/03/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: Every living being dies someday

Mensaje por Invitado el Mar Mar 18, 2014 1:27 am

Postea a continuación una vez terminada.
Invitado
avatar

Volver arriba Ir abajo

Re: Every living being dies someday

Mensaje por L. Rivaille el Jue Mar 20, 2014 9:07 pm

Ficha terminada
L. Rivaille
avatar
General
Amo


Mensajes : 23

Fecha de inscripción : 16/03/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: Every living being dies someday

Mensaje por Invitado el Vie Mar 21, 2014 6:26 am

Invitado
avatar

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.